Nombres en Suburbu

Cada nombre lleva aparejado una sonoridad y un significado que rápidamente le imprimen un carácter al personaje. Por eso en Suburbu me he preocupado por ellos:

Caro es «querido» en italiano y también en español, aunque aquí también se usa en el sentido de «ser algo de precio elevado». Se puede entender que el protagonista es alguien a quien no ha faltado amor en la ciudad pero aún así se marcha. Quizá no termina de creérselo, o quizá simplemente quiere algo más. Quizá no se vende barato.

Isandlás es el «guardián» o el «maestro» del bosque. Su nombre es una mezcla del estonio isand (maestro) y del polaco las (bosque). Que a su vez suena parecido a San Blas, un santo conocido por su capacidad de curar milagrosamente. Aún tiene un par de nombres más en vasco: Basaun, contracción de Basajaun (Señor del bosque) y Oyarzani (Guarda del bosque). Es un personaje antiguo y como tal tiene que tener varios nombres en varios idiomas, porque la gente y las culturas vienen y van.

Acrog es el de un ex-compañero de instituto del revés. Sin embargo el personaje se ha alejado mucho de la persona, así que no hay segundas lecturas aquí. Pensé en rebautizarlo para que tuviera un nombre más apropiado y pensé en el vasco Igolanda o el francés Liseron, que significan «planta trepadora», porque el personaje es humilde y persistente. También pensé en Fermín o Firmin, variaciones del latín Firminus que significa «firme», ya que es firme con sus ideas. Pero ya era demasiado tarde: el personaje había agarrado el primer nombre y no le encajaba otro :)

Su se me ocurrió sin mirar nada. Me encajaba con esta chica. Primero pensé que era porque quería llamarla Susana, que quiere decir «lirio» en hebreo y que probablemente deriva de «loto» en antiguo egipcio. Pero busqué la abreviatura y resulta que quiere decir «agua» en turco y «llano» en chino. Ambos significados creo que se ciñen bien al carácter del personaje, porque es dúctil como el agua y al mismo tiempo tiene un fondo simple pero amplio, como las llanuras.

Arul es otro nombre que me surgió del subconsciente. Me recordaba a un noble indio, lo que es irónico porque el Arul de Suburbu no es indio y no tiene sangre azul, aunque sí la piel. También es un nombre que me inspira fuerza, nobleza, cualidades que le encajan a este profesor. Su significado en hindi: «brillante como el sol».

Énqi quiere decir espíritu en japonés (henki). Es una chica que al no tener recuerdos aparentemente no tiene nada más que lo esencial, lo que se entiende por espíritu.

Es un nombre que sí busqué conscientemente y la versión que más me gustó fue la japonesa porque tiene un sonido suave, hen, y luego otro más cortante, ki. Ella puede ser ambas cosas.

Más tarde también me enteré de que hay un dios en la mitología sumeria con el mismo nombre, pero no tiene mucho que ver. Creo.

Qati, de Catalina, viene del griego katharos que significa «pura». Pero no es ninguna princesita desvalida, no te creas. Su pureza es más de sentimientos y de tener claro de parte de quién está.

También es reseñable su apellido, Orretche (corrupción de «casa de oro» en vasco por influencia francesa -ourretche-), porque es el nombre de un lugar importante de la historia.

Nana es otro nombre que me gusta porque lo asocio con las canciones de cuna. En principio iba a tener un papel de cuidadora, pero el personaje ha resultado ser más duro. Aún así no he querido cambiar el nombre porque me parece interesante el contraste.

Noitco es sencillamente «el de la noche» en una mezcla de vasco y francés. Está basado en un personaje mitológico, Gaueco, pero aquí es distinto… aunque da miedo igual.

Podría escribir más sobre estos y otros peronsajes, pero ya está bien por hoy. Mi agradecimiento a los responsables del sitio Behind the Name, que me ha ayudado bastante en esta tarea :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario